1

Hernias de disco

Lun abril, 2012 / / categorías: Casos clínicos /

Shakespeare es un perro macho cruzado de edad avanzada que hace 3 años se hizo daño en la columna vertebral al bajarse de la cama de su propietaria de un salto. La altura era pequeña, pero el mal movimiento del cuerpo, el esfuerzo físico desacostumbrado y la postura inadecuada al caer causaron las hernias de disco que padecía antes de acudir a Vetenatura.

Las lesiones se localizaban entre las últimas vertebras torácicas y la primera vértebra lumbar (T12-T13 y T13-L1). Los síntomas se fueron agudizando progresivamente con el paso del tiempo y el tratamiento médico administrado en su centro veterinario habitual no mejoraba su estado. Por ello se propuso la cirugía como solución correctora de las hernias. Pero los propietarios deseaban una alternativa a la operación, de modo que acudieron a Vetenatura para dar a Shakespeare una nueva oportunidad.

En la primera visita se observaron los siguientes síntomas:

- Inquietud ansiosa.

- Irritabilidad (requería bozal).

- Sobresaltos fáciles por ruidos y sustos (asustadizo).

- Agravación por el movimiento y los esfuerzos físicos.

- Inflamación muscular toracolumbar (desde la T10 hasta la L2).

- Postura antiálgica (cuerpo agachado).

- Debilidad y pérdida de masa muscular en el tercio posterior.

- Incoordinación motora (ataxia).

Se planteó la Acupuntura y la Homeopatía como tratamientos más adecuados, siendo necesarias varias sesiones con agujas para reducir la inflamación dorsal y acceder a los puntos locales de Acupuntura situados sobre la zona herniada.

El tratamiento quedó de la siguiente manera:

- Sesión 1: Acupuntura de los puntos 3ID (Intestino Delgado) y 62V (Vejiga), lo cual permitió reducir la inflamación a distancia (los puntos se localizan en las patas). Se complementó con Homeopatía, adsministrándose Hypericum perforatum 200 CH (principal remedio de los golpes sobre la columna vertebral).

- Sesión 2: Acupuntura de los puntos locales Hua Tuo Jia Ji, localizados entre los espacios vertebrales T12-T13 y T13-L1. Se añadieron también los puntos Bai-Hui, en el espacio lumbosacro, y 40V (Vejiga), en la fosa poplítea de cada pata trasera, para fortalecer el tercio posterior y rehabilitar la zona lumbar y las caderas. La Homeopatía se reforzó con Bryonia alba 30 CH, cuya alternancia con Hypericum perforatum fue adecuada para seguir tratando las lesiones de la columna.

- Sesión 3: se repitieron los puntos de Acupuntura de la sesión 2 y se añadieron otros que estimulan la función muscular, los cuales son el 8H (Hígado) y el 34VB (Vesícula Biliar). Este último es el “punto maestro de músculos y tendones”. La Homeopatía se mantuvo, pero aumentando la potencia de Bryonia alba a la 200 CH. Los dos remedios homeopáticos dados hasta ahora se pautaron para casa, debiendo administrarse alternos cada semana (Hypericum los lunes y Bryonia los jueves).

El periodo de tiempo entre las sesiones 1 y 2 fue de 12 días y entre las sesiones 2 y 3 de 20 días. No se realizaron más sesiones de Acupuntura y el tratamiento con Homeopatía se mantuvo hasta la remisión de los síntomas. El resultado de la terapia natural se puede ver en el siguiente vídeo:

One Response

  1. Franco Santoro dice:

    Hola, gracias por este video informativo sobre la acupuntura, les recomiendo que lo vean si se pasan por aqui.
    Saludos

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


seis × = 18

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: